No Comercial

Extractos sobre los últimos días de Krishnaji


             Última Plática 4 de Enero de 1986         Última fotografía en la playa de Adyar 

Me parece verlo ahora, saliendo del portal de Vasant Vihar, en Madrás, caminando con su sobrino Narayan, dos brahmines dignos, uno de 90 y el otro de 60 años, pero que aparentan ser décadas más jóvenes, dirigiéndose a la plataforma bajo el árbol iluminado, donde miles de personas lo esperan. El sube lentamente a la plataforma cubierta con tela y se sienta en meditación, solo, como si estuviera en esa montaña solitaria donde perpetuamente nace un arroyo que es el Ganga. Entonces habla .Más tarde esa noche, me dice:

“Algo entró dentro de mí. Algo me ha ocurrido”

  El habla del nacimiento y comienzo de toda energía, la percepción del sendero que conduce a la fuente de toda creación. Luego de una hora,

La prostituta sagrada. Más allá de la dicotomía virgen-prostitua.

 EL RETORNO DE LA PROSTITUTA SAGRADA
En algunas tribus nativas americanas, existe una mujer a la que se forma en el arte de la sexualidad para iniciar a los muchachos durante su pubertad en los secretos del cuerpo femenino. Esta “Mujer de Fuego” y su contrapartida, el “Hombre de Fuego”, que inicia a las muchachas, son venerados como maestros de lo sagrado. Ambos reciben una amplia formación, y a sus iniciados e iniciadas se les permite hacer el amor con ellos todo el tiempo que deseen. En el contexto de la Quodoushka, como se llama a esta sexualidad nativa sagrada, hacer el amor constituye una práctica y una curación espiritual